De gran seductor a gran perdedor

Dominique Strauss-Kahn, actual director del Fondo Monetario Internacional, genio financiero y seguro candidato a la presidencia de Francia por el partido opositor a Nicolás Sarkozy, está protagonizando un incidente indignante y lamentable. Strauss-Kahn ha sido detenido en Nueva York y acusado por una mucama del exclusivo Hotel Times Square Sofitel de haberla asaltado y obligado a sostener sexo oral, además de abuso corporal, el pasado sábado 14 de mayo.  La joven de 32 años tuvo que ser llevada a un hospital cercano a causa de las lesiones sufridas.  Tan rápido huyó Strauss-Kahn que en la habitación dejó olvidado su teléfono móvil. La policía detuvo la salida del vuelo de Air France en que intentaba abandonar territorio norteamericano. Hoy lunes, una juez de Nueva York le ha negado fianza, previendo que el acusado logre evadir la justicia con todos los medios que tiene a su alcance. El escándalo sacude a Europa, al Fondo Monetario, a los partidos políticos franceses. El gavilán se sacude, y sacude. Esto huele a episodio real del famoso programa Law & Order.

Hoy, también, ha salido una escritora francesa a acusar al tenorio de 62 años de haberla violado en 2002, alegando que fue presionada a no presentar cargos contra Strauss-Kahn en aquel momento. Esto no termina aquí. Ahora saldrán de todos los escaparates y grietas docenas de mujeres ultrajadas por el hasta ahora impune “gran seductor”. El poder machista endiosa absolutamente. Piensan los machangos con poder político, influencia y dinero que la mujer es un boyo de libre acceso contra el cual puede cometerse cualquier infracción sin pedir siquiera permiso. Acostumbrados a la admiración que genera el gran pene, algunos egos masculinos se inflan y llegan a creerse omnipotentes. Patología y sicología del conquistador… del depredador. Se dice que la vida sexual –privada- de un político no debe afectar su carrera pública. Wrong!  La lista es larga de políticos cuyos escándalos amorosos les ha costado el puesto o el sueño. Además, la conquista sexual es una cosa, la violencia sexual, otra.  La esposa de Strauss-Kahn ya salió a defenderlo en la prensa. Las esposas humilladas por anteriores aventuras –idiotizadas o castradas- siempre afirman que sus maridos son inocentes. Sus partidos políticos –dispuestos a encubrir cualquier cosa- harán maromas de apoyo. Sus colegas –socios en los intereses creados- los defenderán a muerte. La mujer ultrajada es, en ese contexto, la puta, la busca-fortuna, la oportunista. Pobre mucama nuyorquina, las atrocidades que se están diciendo contra ella. La víctima pasa a ser la culpable. ¡Basta! Un sondeo reciente parece indicar que más del 95% de la gente considera la prepotencia sexual de los casanovas absolutamente detestable. Que no haya duda: la víctima es siempre la víctima, no la culpable del ultraje del cual ha sido objeto.  No estamos hablando de relaciones de mutuo acuerdo. Estamos hablando de asaltos y abuso de poder. El depredador es el único culpable. Creen esos donjuantenorios que están dando prueba de su hombría. ¡Qué risa! Dime de qué haces alarde y te diré de lo que careces. Al alarde fálico, probable pinga pobre. Gran seductor ayer, gran perdedor hoy. Hoy y siempre.

Published in: on May 16, 2011 at 10:54 pm  Leave a Comment  

The URI to TrackBack this entry is: https://sinmujeresnohaypais.wordpress.com/2011/05/16/de-gran-seductor-a-gran-perdedor/trackback/

RSS feed for comments on this post.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: